¿QUÉ HACER CON LOS UNIVERSALISMOS OCCIDENTALES?

Santiago Castro-Goméz

Resumo


Este artigo analiza cierta visión de la “teoría decolonial” que rechaza cualquier pretensión de universalidad del pensamiento, asociando esta afirmación al eurocentrismo. Contrariamente a esta visión, presenta efectivamente la imposibilidad de particularizar las identidades, ya que estas resultan dentro de la combinación de las redes de relaciones que las posibilitan. La idea de una “identidad cultural” es siempre originada por la cristalización temporal de determinadas relaciones de poder. Así, una política emancipadora debe radicalizar lo universal, negando la universalidad “incompleta” y “abstracta” de los grupos hegemónicos. El eurocentrismo es una forma singular de relacionar lo universal y lo particular, que no puede ser aceptada como la única posible. El verdadero rechazo al universalismo europeo no puede confundirse con un rechazo de la universalidad emancipadora, más bien debe buscar una perspectiva común que vaya más allá del particularismo. Por lo tanto, los “sin parte” tiene que poner constantemente en tela de juicio la idea hegemónica de la universalidad que los excluye. Si hay una “necesidad” en lo universal, su construcción circunstancial se llevará a cabo en la lucha política.

Texto completo:

PDF


DOI: http://dx.doi.org/10.13102/ideac.v1i35.1872

Apontamentos

  • Não há apontamentos.


eISSN: 2359-6384